jueves, 12 de julio de 2012

Se pronostica calor, ciclones y refugiados climáticos

 

Las inundaciones en el sur de Rusia son tan solo el inicio de los cataclismos estivales. Un calor anómalo de nuevo se extenderá por Europa, y las zonas del litoral del continente americano y del sureste de Asia se verán en poder de devastadores ciclones.

Los desastres naturales se vuelven cada vez más previsibles y en el futuro serán una norma. Todo esto va acompañado de una ola de migraciones climáticas, lo que equivale a una catástrofe humanitaria mundial –pronostican expertos de La Voz de Rusia.
Las sequías en el sur de Rusia y en Europa se repetirán cada dos o tres años, y más adelante con mayor frecuencia. Esto mismo tiene que ver con las inundaciones. Los bruscos cambios de la temperatura se vuelven una norma. Ya ahora se pueden mencionar las zonas de posibles desastres naturales –afirma el director del programa del Clima y la Energía del Fondo Mundial de la Naturaleza (WWW-Rusia), Alexéi Kokorin:

—Se pueden destacar las regiones sujetas a la influencia de los ciclones tropicales: Florida, EEUU, y el sureste de Asia. Cada vez se registran más temporales y más violentos, y los daños que ocasionan son mayores. Esto abarca a todos los territorios litorales poco profundos. Allí la densidad de la población es alta y por eso las tragedias suelen ser más frecuentes. Recordemos la inundación en Bangkok. Y dos años atrás, cuando en Moscú hacía un calor sofocante, cien mil personas murieron en Pakistán a causa de las inundaciones. Desde Portugal y hasta las fronteras occidentales de China se pueden pronosticar temperaturas anómalas altas y carencia de precipitaciones. Esto afecta al sur de Rusia, España, Italia, Grecia, los países balcánicos y los países del Asia Central.
Pero el clima cambia no solo en las proximidades de los mares y grandes ríos. En las montañas tampoco se puede vivir. La gente se dirige a las llanuras, que es lo que ocurre ahora en el Asia Central. Los expertos pronostican que dentro de 10-20 años cientos de miles de refugiados climáticos afluirán a los países del norte de Europa y Rusia – afirma el jefe de la Sección de Energía de Greenpeace de Rusia, Vladímir Chuprúnov:
—Por ejemplo, en Tayikistán se está generando paulatinamente un éxodo de la población de los territorios montañosos, sujetos a diferentes fenómenos naturales, a la parte de los llanos, y después al exterior, y a Rusia también. Es un problema que concierne a todos. Entre doscientos y trescientos millones de refugiados climáticos emigrarán a los países vecinos. Y Rusia es un país que ya está recibiendo a esa gente.

Si estudiamos todos los desastres naturales ocurridos en el pasado, se los puede modelar con vistas al futuro, teniendo en cuenta el cambio del relieve y las construcciones. De esta manera se puede proteger varias regiones. A veces es suficiente con consolidar las márgenes de los ríos como defensa ante las inundaciones. Es que en la historia de la humanidad ha habido semejantes cataclismos, pero ahora son más frecuentes – apunta Alexéi Kokorin:

—Se trata de que los fenómenos hidrometeorológicos característicos para cada región serán más frecuentes. Las inundaciones son características para San Petersburgo. Si nos referimos al Ártico allí abundan los vientos huracanados y las nevascas. Moscú se caracteriza por los vientos fuertes, la abundancia de precipitaciones y las olas de calor. Y en el Territorio de Stávropol o en la región de Volgogrado las sequías se volverán más frecuentes. Las inundaciones pueden producirse en todas partes en que puedan caer abundantes precipitaciones o derretirse rápidamente la nieve y allí donde el agua puede subir rápidamente, tal como sucedió en la región de Krasnodar. Si esto ocurriera en un llano el agua subiría paulatinamente.

Los desastres naturales cambiarán rápidamente el paisaje del planeta – estiman los expertos. Incluso algunos consideran que para fines de siglo el nivel del océano mundial subirá un metro a causa calentamiento global, lo cual significa que cientos de miles de ciudades se verán bajo las agua, entre ellas Venecia y San Petersburgo, asimismo el litoral del sureste de Asia y de EEUU, y las islas de los océanos Pacífico e Índico.

Fuente: lavozderusia

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué piensas de esto? Tus comentarios pueden ser anónimos o no, y serán muy agradecidos, por más corto que sean. Sé respetuoso.