sábado, 16 de junio de 2012

Grecia: El día de la verdad


El mundo entero se come las uñas a la espera de que los colegios electorales griegos cierren hoy a las 19.00 horas (las 18.00 en España) y comience el recuento de las papeletas. Un total de 9,8 millones de ciudadanos están llamados a votar en unas elecciones generales en las que está en juego nada menos que el futuro de Grecia, de toda la eurozona y hasta de la economía mundial.
Se trata de los segundos comicios que el país heleno celebra en poco más de un mes, después de que los primeros arrojaran un resultado que hacía matemáticamente imposible formar un Gobierno.
Pero si el pasado 6 de mayo los griegos votaron mayoritariamente dando rienda suelta a la rabia que sienten por las medidas de austeridad que en los dos últimos años se han visto obligados a soportar, el de hoy es un voto marcado por la incertidumbre y el miedo. Sobre todo dado que los medios de comunicación y los líderes europeos han convertido los comicios de hoy en una batalla por la permanencia de Grecia en el euro o su vuelta al dracma.
El resultado es absolutamente incierto. Sobre todo, porque ayer mismo se calculaba que había unos 700.000 votantes que aún no habían decidido a quién apoyar: si a Nueva Democracia, el partido conservador que se presenta como pro europeísta, o a Syriza, la coalición de izquierda radical que aboga por hacer pedazos las medidas de austeridad acordadas por Grecia con la UE a cambio de los dos rescates recibidos.

Europa apremia

Antonis Samaras, el líder de Nueva Democracia, habla de renegociar el pacto alcanzado con la UE. Alexis Tsipras, el líder de Syriza que a sus 37 años se ha convertido en la nueva estrella de la política griega, defiende la permanencia de Grecia en el euro pero al mismo tiempo pretende tirar a la basura los dos acuerdos impuestos por la UE a Atenas a cambio de prestarle dinero.
La lucha por la victoria se presenta, según los sondeos, muy reñida. Las últimas encuestas dan a los dos partidos prácticamente empatados con entre el 25 y el 30% de los votos, lo que significa que gane quien gane para poder gobernar deberá recurrir impepinablemente a formar un Ejecutivo de coalición.
Pero el tiempo apremia. Según los acuerdos suscritos, antes del próximo día 30 el Parlamento griego debe aprobar nuevos recortes por valor de 11.000 millones de euros. Si no lo hace, Europa podría bloquear el pago a Atenas de una nueva entrega del préstamo, lo que significaría que el próximo mes de julio el país heleno podría quedarse sin dinero para pagar las pensiones y los sueldos de los funcionarios.

Apoyo a Samaras

Y mientras los griegos deciden qué hacer, el mundo contiene la respiración. De hecho, los bancos centrales de medio mundo están preparando ante la posibilidad de que se cumpla las peor de sus pesadillas y gane la izquierda radical.
Los líderes de Europa también se muestran aterrados ante la posibilidad de que Syriza se alce con la victoria. De hecho, tanto la canciller alemana, Angela Merkel, como el primer ministro italiano, Mario Monti, así como el presidente español Mariano Rajoy, el presidente de la comisión europea, José Manuel Barroso, o el presidente del Eurogrupo, Jean Claude Juncker, hicieron llamamientos ayer a los griegos para que voten a partidos que se comprometen a respetar los acuerdos que Atenas ha adquirido.
Lo que equivale a pedir el voto puro y duro por Nueva Democracia y Antonis Samaras. Una exhortación que, sin embargo puede provocar el efecto contrario ya que muchos griegos consideran que se trata de una intromisión intolerable en la política interna del país.
De todos maneras muchos analistas consideran que después de que en las elecciones del 6 de mayo la mayoría de los griegos (siete de cada diez) se dejaran llevar por la rabia, es probable que en esta ocasión se imponga el miedo. "Es posible que veamos como la gente, aún a su pesar, vuelve a votar al partido tradicional de Nueva Democracia, en la esperanza de que pueda dar estabilidad y normalidad al país y evitar una catástrofe", asegura Gerasimos Kouzelis, politólogo de la Universidad de Atenas.

Fuente: Elmundo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué piensas de esto? Tus comentarios pueden ser anónimos o no, y serán muy agradecidos, por más corto que sean. Sé respetuoso.